Gatos y Perros

Gatos negros ¿mascotas del diablo?

Las gatos negros se vieron desprestigiados durante la Edad Media, se les asociaba con la muerte, por lo que buscaban exterminarlos

<nt:author-name/>
Por La Sirena Miércoles 25 de Octubre de 2017
  • Foto: Pixabay

    Foto: Pixabay

Un gran número de animales son asociados con la muerte, la hechicería y las brujas.

Sapos, murciélagos y serpientes son algunos de ellos, sin embargo existe otra animal que, por su color y los atributos que se adjudicaban en la antigüedad, se cree que es la mascota del diablo, se trata de los gatos negros.

Aunque a la fecha no hay estudios que comprueben que los felinos negros tengan que ver con los seres maléficos, sí existen muchas historias alrededor de ellos, tanto buenas como malas.

Entonces, la presencia de los gatos negros ¿es buena o mala? Pues todo depende del cristal con que se mire.

El lado bueno

En el antiguo Egipto los gatos eran considerados animales sagrados, se le veneraba. Matarlos era considerado como un crimen.

Si algún felino moría sus dueños hacían preparativos como si hubiese sido un miembro de la familia, incluso las personas más pudientes mandaban momificar a la mascota y todos guardaban luto, publicó el portal Egiptoatuspies.

En la antigüedad los gatos negros eran considerados en Egipto como parte de la familia. Foto: Pxhere

Según abcartículos los gatos están relacionados con la diosa Bastet, quien a menudo es representada con un gato negro. La diosa era considerada deidad protectora.

Sin embargo los egipcios no fueron los únicos en adorar a los gatos negros, en Japón se cree que estos lindos felinos atraen la buena suerte a las mujeres solteras, pues atraerán a un mayor número de pretendientes.

“La mascota popular de Maneki-Neko (también conocido como "gato guiño") se representa comúnmente como un gato negro. La fascinación con la pata derecha levantada, se piensa para traer prosperidad y buena fortuna a su dueño. Cuando se levanta la pata izquierda, es un símbolo de bienvenida a los visitantes de fuera. Algunas figuras son también las dos patas levantadas, suerte y nuevos amigos de bienvenida”, publicó el portal.

Maneki-Neko es considerado de buena suerte para los japoneses, especialmente para las solteras. Foto: Wikimedia

Quienes se unen a las creencias de buena suerte son los marineros, quienes consideran que los gatos negros además buena suerte en el mar, como lo indica el portal brisadelnorte, ayudan a que regresen con bien al hogar, también se cree que tiene poder para influir en el clima, incluso algunas esposas de marineros suelen tenerlo como mascotas para atraer la buena suerte en la familia y mantener a sus maridos a salvo en el mar.

Marineros y esposas de estos se encomiendan a los gatos negros para que vuelvan con bien a casa. Foto: pxhere

El lado oscuro de las supersticiones

En Celtic, Escocia, se tenía la creencia de que los gatos negros representaban a Cat Sith, una criatura feérica de la mitología celta, de la que se dice que tiene el aspecto de un gran gato negro con una mancha blanca en el pecho, publicó grimorio de bestias.

Cat Sith es también una de las primeras asociaciones de negros gatos con la brujería, como algunos creían que en realidad era una bruja que se había convertido en un gato. La bruja podría convertirse en un gato negro apenas ocho veces, si lo hacía por novena vez ella permanecería por siempre como gato.

Otro espíritu de gato negro con una mala reputación es Ovinnik. Un ser del folclore eslavo, Ovinnik solía entrar en las casas de los campesinos, donde almacenaban grano y encendían. Para calmar al travieso espíritu las personas ofrecen comida durante todo el año.

Se dice que si Ovinnik está contento con las ofrendas deja en paz a los agricultores y los bendice, pero si no, causa grandes daños.

A Ovinnik se le atribuían bendiciones y penurias, dependiendo si le gustaban las ofrendas que le hacían los granjeros. Foto: Wikimedia

Las gatos negros se vieron desprestigiados durante la Edad Media en Europa, se les asociaba con la muerte, por lo que en aquel entonces buscaban exterminarlos.

Fueron asociados con la magia negra y los malos espíritus, en el siglo 16 eran considerados como criaturas al mando de satanás, que trabajaban en conjunto con las brujas para difundir el mal en el planeta.

 

 

 

Comentarios