Gatos y Perros

Valiente perro chihuahua, defendió a su dueña del salvaje ataque de un oso

El animalito se encuentra en grave estado mientras que la mujer se recupera en el hospital

AP
Por AP Sábado 15 de Diciembre de 2018

Estados Unidos.- Dicen que los perritos chihuahueños son de gran espíritu y no le temen a nada y así lo demostró uno de ellos al defender a su dueña del ataque de un feroz oso.

Según la agencia de noticias AP, la mujer y su pequeña mascota salieron a pasear cuando fueron sorprendidos por el animal que los golpeó y mordió hasta casi perder la vida, ahora el chihuahueño se encuentra grave. 

Sorprendentemente, la mujer logró escapar del animal gracias a que se arrastró por los arbustos mientras su chihuahueño distraía al animal.

La mujer, identificada como Melinda LeBarron sufrió fracturas, cortaduras, moretones y varias mordeduras durante el ataque a las afueras de su casa en una zona rural de Pensilvania el miércoles por la noche, dijo su hijo. La mujer permanece hospitalizada en condición crítica.

Su mascota, apropiadamente llamado Bear (Oso), también sufrió varias mordidas y tiene fracturado el esternón y separación de varias costillas. 

Ella es muy, muy afortunada por estar viva, dijo su hijo, Trent LeBarron, que describió a su madre como una persona valiente. Ella estaba golpeando al oso con los puños y todo eso. Tiene la mano derecha completamente inflamada por golpear al oso. 

El incidente comenzó cuando ella salió con su perro alrededor de las 6 pm. Cuando Bear ladró, Melinda LeBarron, quien trabaja en un restaurante de la zona, volteó a ver que había asustado al can.

De repente, estaba en el suelo, siendo sacudida, dijo su hijo. 

El oso negro arrastró a Melinda unos 70 metros (80 yardas) por el patio, a través de un camino y hacia los matorrales, donde el perro trató de intervenir mordiendo al oso varias veces. El ataque dejó un rastro de sangre que los familiares de LeBarron siguieron.  

Únete a nuestro chat en WhatsApp: 

Como ella misma dijo, el oso no le mostró ninguna misericordia, dijo Trent LeBarron. No dejaba de atacar.

Eventualmente, Melinda LeBarron quedó inmóvil y el oso dirigió su atención al perro, lo que le permitió a ella meterse en los arbustos. Ella entonces lanzó un palo para distraer al oso y finalmente se fue a casa para pedir ayuda. 

El chihuahueño se las arregló para regresar a la casa y fue hallado bajo la cama, gimiendo. Ella está estable ahora, dijo el hijo. Está mejorando. Le falta mucho y muchas operaciones.  


 

Comentarios