Mundo Raro

Bebé es adorada como un dios por tener tres manos

Pobladores consideran que se trata de la reencarnación de una deidad hindú

<nt:author-name/>
Por La Sirena Viernes04 de Enero de 2019
  • Bebé es adorada como un dios por tener tres brazos. Foto ilustrativa: Peter Hager Public Domain Pictures

    Bebé es adorada como un dios por tener tres brazos. Foto ilustrativa: Peter Hager Public Domain Pictures

India.- Una bebé nacida el pasado de 2 noviembre en el distrito de Bilaspur, de estado de Chhattisgarh, en el centro de India, es considerada un dios por nacer con un tercer brazo.

La pequeña tiene una mano adicional que crece al lado derecho de su pecho, en un principio su madre se preocupó bastante, por lo que llevó a su pequeña a un chequeo en el centro de salud local, pero al parecer la extremidad adicional no le está causando daños. 

Únete a nuestro chat en WhatsApp: 

La situación ha convertido a la bebé en el centro de atención de la ciudad, incluso algunos aldeanos han empezado a adorar a la niña como a un dios.

Por su parte, el doctor BP Singh, director del Instituto de Ciencia Médica de Chhattisgarh, recomendó a los padres de la menor una operación para retirar la extremidad extra, lo que permitiría la niña llevar una vida normal.

De acuerdo con Daily Mail, los bebés que nacen con miembros adicionales en la India a menudo son adorados como reencarnaciones de las deidades hindúes, cuyas representaciones se representan con múltiples brazos, lo que enfatiza su poder sobrehumano y su capacidad para realizar múltiples tareas a la vez.  

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por RUBENS TATTOO (@vintagetattootoledo) el

Algunas ocasiones, las deidades son representados con dos cabezas, de hecho, el año pasado un bebé de Yamunanagar fue considerado como un regalo de Dios porque tenía dos cabezas.

En 2015 nació un bebé con ocho extremidades, entonces los habitantes de la India creyeron que se trataba de la reencarnación de Ganesh, el dios con cabeza de elefante que representa la sabiduría, éxito y buena suerte, lo que atrajo a miles de visitantes a la ciudad donde nació el bebé para observar su apariencia. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por Valerie Martin (@valerie.martin77) el

Otro caso se dio en 2014, cuando un niño de seis años fue objeto de reverencias en su aldea, pues creció con una cola de un pie de largo, lo que hacía que su familia y lugareños creyeran que se trataba de una señal de que estaba conectado con Hanuman, un mono considerado una deidad hindú. 

 

Comentarios