Mundo Raro

La extraña razón por la que pintaban manos incompletas en las cuevas

Quedarás impactado al saber la razón

Karina Esparragoza
Por Karina Esparragoza Martes 04 de Diciembre de 2018
  • La extraña razón por la que pintaban  manos incompletas en las cuevas. Foto: Pixabay

    La extraña razón por la que pintaban manos incompletas en las cuevas. Foto: Pixabay

Recientemente un grupo de arqueólogos declaró haber encontrado la verdadera razón de la peculiar manera de crear arte rupestre durante el Paleolítico Superior. Es que resulta que  las manos sin dedos que aparecen en varias cuevas de España y Francia, pudo deberse a un rito que fomentaría los lazos interpersonales. 

Los investigadores de la Universidad Simon Fraser llegaron consideraron esto al comparar los dibujos con más de un centenar de casos de amputación deliberada de dedos. Tomaron en cuenta así mismo el caso de dos pequeños huesos dactilares en una cueva de Polonia, donde no había otros huesos humanos de la época. 

Algunos más dicen que los humanos primitivos practicaban esta clase de operaciones a causa de alguna enfermedad ósea o tras el congelamiento, sin embargo ambas se enfrentan con la incidencia de las manos incompletas en las cuevas. 

Gran parte de las imágenes de arte rupestre paleolítico representa las manos que carecen de varias falanges, destacan los investigadores.

Admiten dos posibles motivos de la amputación: el luto por los muertos y el sacrificio. A su juicio, todo apunta a una práctica traumática deliberada a la que los individuos se sometían en grupos y a que las cuevas les servían como santuarios o incluso templos. 

Únete a nuestro chat en WhatsApp: 

El rito podía promover la cooperación dentro de un grupo y también fomentar la hostilidad hacia los miembros de otros, algo que se sabe por los variados ejemplos etnográficos. Las personas primitivas participaban en dichos actos de vida social independientemente de la edad y género y buscaban inmortalizar su asistencia por medio del arte. 

Por su parte, los arqueólogos de la Universidad de Durham (Reino Unido) creen que la mutilación deliberada de esta clase sería equivalente al suicidio y no valdría la pena cometerla por las eventuales ventajas en las relaciones interpersonales. Sugieren que los dedos se doblaban como una forma de comunicación simbólica.

Comentarios