Nota Roja

Vacaciones de terror, alquilaron una casa y jamás imaginaron lo que pasarían

Durante el día, todo marchaba perfecto, pero al caer la noche la situación cambiaba por completo

<nt:author-name/>
Por La Sirena Viernes12 de Octubre de 2018
  • Vacaciones de terror, alquilaron una casa y jamás imaginaron lo que pasarían

    Vacaciones de terror, alquilaron una casa y jamás imaginaron lo que pasarían | Foto temática Pixabay

Los Ángeles.- Una pareja de estadounidenses decidió pasar unos días de descanso en el sur de California, Estados Unidos, por lo que decidieron rentar una propiedad en Airbnb para alojarse, pero jamás imaginaron que ahí empezaría su pesadilla. 

Jaleesa Jackson de 29 años y Chiedozie Uwandu de 28, se conocieron cuando estudiaban anestesiología, en la Escuela de Medicina de la Universidad Johns Hopkins, actualmente cada uno tiene su residencia en grandes y concurridos hospitales de Boston, Massachusetts. 

Los turnos de 14 horas diarias durante siete veces por semana les genera un gran estrés, por lo que decidieron tomar unas vacaciones en Los Ángeles, así que buscaron una pequeña casa de huéspedes cerca de la playa. 

La calificación del asentamiento era muy buena en la plataforma, por lo que no dudaron en elegir la casita.

Cuando la pareja llegó encontró una botella de vino y una nota de bienvenida, cortesía del anfitrión quien firmó como J.J.

El viaje fue cansado y habían tenido unos días estresantes, así que decidieron ir a dormir, y hasta ahí todo era perfecto, pero alrededor de las 05:30 horas unos fuertes golpes provenientes del otro lado de la puerta despertaron a Jackson.

Era el anfitrión, quien sin explicación alguna gritaba y pateaba la puerta, quería entrar a la vivienda, luego de algunos minutos y como no le abrieron decidió retirarse. 

Únete a nuestro chat en WhatsApp: 

La pareja se mostró algo desconcertada, pero para no hacer dramas decidieron ignorar lo ocurrido, y durante el resto del día todo marchó bien.

Se hizo noche y fueron a dormir, entonces, cuando el reloj marcó las 02:00 horas, la feliz pareja escuchó ruidos, fueron a ver qué ocurría y descubrieron a un hombre que rompía la ventana para entrar a la cabaña.

Luego de unos minutos de gritos y agresiones llegó la policía y detuvo al intruso, J.J.

Después, ante la policía se presentó una señora que declaró ser la dueña de la casa y contó que ella le había alquilado el inmueble y este aprovechó para colocarlo en la plataforma de Airbnb, donde lo alquiló la pareja. 

Airbnb realiza una intermediación entre propietarios e inquilinos, pero no pide documentación que certifique que la persona que ofrece su propiedad para el alquiler sea, efectivamente, la propietaria.

Los turistas accionaron contra la plataforma para pedir una compensación, según dice el diario The Boston Globe. Por los daños psicológicos, le pidieron a Airbnb 5 mil dólares y después de varios días de negociaciones, la oferta final fue de 2.500 dólares y cinco sesiones de terapia "para superar el drama". Pero esto último pareja lo rechazó. 

Únete a nuestro Telegram: 

El objetivo de la empresa es conectar a personas de todo el mundo que estén dispuestas a ofrecer sus hogares a personas que tengan ganas de alquilar, se basa en la confianza más allá de los términos legales que existen. Según The Boston Globe, Airbnb dijo que los incidentes ocurridos "son extremadamente raros".

Comentarios