Noticias

Invita a niño indigente a comer y reconocida comida rápida lo saca del lugar

El niño había sido invitado a comer una hamburguesa, sin embargo, le pidieron que se retirara

Mariana Ley
Por Mariana Ley Domingo 11 de Febrero de 2018
  • Imagen ilustrativa.

    Imagen ilustrativa. | Pxhere.

Lima, Perú.- Las redes sociales se vuelven a unir después de conocer una indignante historia que ha sucedido en un reconocido restaurante de comida rápida ubicado en alguna sucursal de Lima, mismo que ha reaccionado de forma cuestionable ante la visita de un niño indigente. 

Una joven, de nombre Pierina Guinetti en Facebook, ha decidido compartir la historia de la cual formó parte en un intento de llamar la atención de la sociedad, así como también a la trasnacional cadena Burger King sobre la actitud y preparación de sus empleados. 

Imagen ilustrativa/Flickr.

Así, la usuaria intenta documentar con video e imágenes el terrible y lamentable rechazo que sufrió un niño ambulante al ingresar al restaurante, mientras esperaba sentado en una mesa para recibir los alimentos que la joven le había pagado. 

Guinetti relata que, al salir de clases, observó que un niño dedicado a la venta ambulante, miraba a través de las rejas del restaurante cómo otros niños tenían tiempo para divertirse en los juegos mecánicos y se disponían a comer cada uno de sus antojos. 

"Se me partió el corazón de verlo y lo invité a comer conmigo allí, la sonrisa que me dio fue hermosa y me dijo que tenía mucha hambre".

Así lo relata la joven en la publicación. Continúa indicando que en ese momento el niño (que pidió ser llamado Gett) y ella, entraron tomados de la mano al sitio y después ella le pidió que la esperara en la mesa mientras ordenaba la comida.

"Lo dejé sentado junto con mi cartera y libros, se quedó viendo el show que había fuera. Cuando regresé estaban en la mesa mis cosas, pero Gett no".

En ese momento ella comenzó a buscarlo con la mirada, sólo para encontrarlo afuera, "con los ojos llorosos", a lo que le preguntó qué hacía ahí, invitándolo a entrar, y fue en ese momento que el niño le explicó que el señor de la puerta le había indicado que 'niños como él' no podían estar adentro y lo invitó a salir. 

Una vez que Guinetti quiso confrontar a 'ese señor', se percató de que ya no se encontraba en la puerta, sin embargo, volvió a ingresar con el niño, el cual se dispuso a comer, mientras la joven solicitó hablar con el encargado del restaurante. 

A lo que se acercó una señorita, misma que fue grabada por la joven, la cual comenzó a explicar que el niño en ningún momento había sido sacado a la fuerza, pero sí había sido invitado a salir porque "a los demás clientes podría molestarles su presencia"

"¿Por qué si estoy pagando por un servicio para un invitado mío lo echan sólo por estar sucio o ser un niño 'así'? Recalco que Gett nunca se paró a 'molestar' a la gente o a querer vender algo; estuvo sentado con mis cosas sin molestar a absolutamente nadie", dicta la publicación. 

Al final la joven indica que decidió hacer pública la situación porque tal hecho la indignó y le partió el corazón en el momento en que hicieron sentir a alguien que no podía pertenecer a tal lugar, y aprovechó para invitar a los demás usuarios a difundir la denuncia para que la queja llegara a la empresa. 

Comentarios