Noticias

Zacatecas en disputa por los cárteles más poderosos de México

Zacatecas es ahora el estado con mayor tasa de homicidios por 100.000 habitantes, según cifras oficiales. En lo que va del año hubo 746 asesinatos frente a los 1.065 de todo 2020.

AP
Por AP Lunes 26 de Julio de 2021
  • Zacatecas en disputa por los carteles más poderoso de México

    Zacatecas en disputa por los carteles más poderoso de México | AP

Cuando los disparos empezaron a escucharse en el valle, los vecinos se encerraron en sus casas aterrados. Unos 200 hombres armados, según un testigo, saquearon una gasolinera y cuando otros tantos pistoleros de un grupo contrarios a emboscarles, la balacera duró horas, lo cual hacía presagiar lo peor.

Las autoridades tardaron un día en llegar y levantaron 18 cadáveres en San Juan Capistrano, una pequeña comunidad del municipio de Valparaíso, en Zacatecas, un estado del centro-norte de México, estratégico para el trasiego de drogas y armas, ahora disputado por los dos cárteles más poderosos del país: el de Sinaloa y el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG).

El enfrentamiento del 24 de junio puso a Zacatecas ante los reflectores del país, aunque un mes después no hay claridad sobre el número de muertos. Tampoco hay detenidos. Las fuerzas armadas reforzaron su presencia, pero continúan las balaceras y los muertos por todo el estado: un médico aquí, un policía allá, una familia descuartizada, ocho asesinados en una fiesta, dos niñas baleadas con sus padres.

Lee también: Se desborda arroyo ‘El Seco’ y provoca inundación en cientos de casas

Zacatecas es ahora el estado con mayor tasa de homicidios por 100.000 habitantes, según cifras oficiales. En lo que va del año hubo 746 asesinatos frente a los 1.065 de todo 2020.

Nada de esto es nuevo en un país que lleva más de una década de violencia de los cárteles, pero la situación de Zacatecas, como la de Michoacán o Tamaulipas, en el oeste y norte, pone en evidencia que ni la guerra frontal contra el narco lanzada por el expresidente Felipe Calderón en 2006, ni el enfoque conciliador de “abrazos no balazos” del actual gobierno han logrado romper el círculo vicioso de violencia en el que está inmerso México.

Cambian los actores, los escenarios y las autoridades, pero no los resultados.

“El día que se retiran (los militares) por historia lo sabemos: de pronto, otra vez, hay presencia de grupos criminales disputando el territorio”, dice preocupado Eleuterio Ramos, alcalde de Valparaíso, una localidad a más de 750 kilómetros al noroeste de la capital del país.

La violencia no es nueva en Zacatecas. Aquí, los Zetas, el Cártel del Golfo y las múltiples escisiones de ambos ensangrentaron el estado desde hace más de una década. Pero durante años la mirada del mundo estuvo puesta en la frontera con Estados Unidos, en ciudades como Tijuana o Juárez, donde había ejecuciones a diario.

Las muertes cotidianas ahora se ven también en varios lugares de Zacatecas. Por ejemplo, en Fresnillo, donde conviven grandes compañías mineras que extraen oro y plata con jornaleros de los campos de frijol. Con una tasa de 239 homicidios por cada 100.000 habitantes, es la localidad con mayor percepción de inseguridad de México: más del 96% de su población tiene miedo, según la más reciente encuesta del Instituto Nacional de Estadística y Geografía.

Los cadáveres colgados ya no aparecen en Tamaulipas, el estado fronterizo con Texas que desde hace años todos los gobiernos piden no visitar. Ahora los ponen en puentes de Zacatecas, incluida su capital, destino turístico y patrimonio cultural de la humanidad.

“Hay zozobra e incertidumbre de no saber hacia dónde moverse para estar con garantías para la familia”, señala Eleuterio Ramos, recién reelecto alcalde de Valparaíso, quien asegura no haber recibido amenazas directas pero tener el mismo miedo que todos.

Zacatecas en disputa por los carteles más poderoso de México. Foto: AP

La sensación parece generalizada porque, como dice el académico Omar Espinosa, ya nadie confía en nadie y la población “se ha acostumbrado a ver, pero no a cuestionar” la violencia. “La esperanza de un Estado que combata el crimen resulta cada vez más complicada de sostener”.

El secretario de Seguridad del estado, un miembro de la Guardia Nacional experto en inteligencia, dice que aumentaron las operaciones “quirúrgicas” contra los cárteles desde que lo nombraron en septiembre pero también reconoce que cada día la situación parece peor que el día anterior.

Andrés Manuel López Obrador, cuyo partido acaba de ganar la gubernatura de Zacatecas, insiste en su estrategia de atajar las causas de la violencia —la pobreza, la corrupción, la impunidad— y reforzar la presencia federal. Sólo de Guardia Nacional hay 100.000 efectivos en todo el país.

Nahle, el presidente del Tribunal de Justicia estatal, cree que aunque ese enfoque sea adecuado, tardará generaciones en dar resultados.

Lee también: Campaña para juzgar a expresidentes de México está a punto de comenzar

No ofrece alternativas, pero sí un balance duro: “Las estrategias que ha implementado el gobierno mexicano en los últimos 15 años no han funcionado”.

Expertos nacionales e internacionales tampoco ven avances claros en el combate a las redes económicas y de corrupción política y judicial de los cárteles, ni en la voluntad de ciertas fiscalías locales para bajar la impunidad en delitos como los homicidios.

López Obrador reconoció este mes que la violencia sigue siendo una asignatura pendiente. “Si no terminamos de pacificar a México, por más que se haya hecho, no vamos a poder acreditar históricamente a nuestro gobierno”.

Sin embargo, mantiene las mismas propuestas. El miércoles anunció una nueva “estrategia especial” para los 50 municipios con más homicidios, entre ellos Fresnillo, que implica lo mismo: más militares y más programas sociales.

Zacatecas en disputa por los carteles más poderoso de México. Foto: AP

Visita el canal de Youtube de LA SIRENA dando Click aquí

Únete a nuestro WhatsApp

Síguenos en

Comentarios

TE PUEDE INTERESAR: